University

“En Nantes me lo he pasado mejor que nunca”

  • Borja Osuna, January 31st, 20
  • 2 mins reading time
Erasmus Nantes
Borja Osuna (arriba a la derecha) junto con los amigos que ha hecho durante su Erasmus en Nantes. / Foto: Borja Osuna

Alumno de 3º de GNMI, Borja Osuna ha pasado el primer trimestre de su tercer curso de grado disfrutando su Erasmus en Nantes. Después de 4 meses allí, nos cuenta cómo lo ha vivido y nos da las claves para convertir esta experiencia en inolvidable.

He estado cuatro meses en Nantes (Francia), desde finales de agosto hasta finales de diciembre, y me lo he pasado mejor que nunca. Para que os hagáis una idea rápida de lo que es:

  • Sin padres

  • Con los horarios que tú quieres

  • Viviendo tu sol@ en 18m² (que aunque no lo parezca, son muchos metros cuando toca limpiar)

  • En una ciudad con encanto (aunque de clima tan poco mediterráneo que tira para atrás)

  • Con gente desde el día de iniciación

  • Con todos los días de la semana ocupados:

    • Lunes: “IC Team”, una excusa para beber aún teniendo clase el martes a las ocho

    • Martes: quedarte fuera de una discoteca, porque allí cierran cuando aquí todavía estamos entrando (y porque es martes)

    • Miércoles: OB (Open Bar). Las mejores fiestas con diferencia en Warehouse, LA discoteca, con música techno y comercial (porque el único reggaetón que escuchareis saldrá de vuestro Spotify)

    • Jueves: mejor descansar, hacer la compra, ir al gimnasio, dar una vuelta en bici, ir a molestar a algún amig@ en su habitación, prepararse para el fin de semana (porque el viernes y el sábado sale más gente y hay que aprovechar)

  • Viajar todo lo posible. A mí me encantó tirarme una semana entera de pueblo en pueblo por la Bretaña francesa, ir a París por sólo 40€ en tren, tragarme unas cuantas horas en bus para ir a Ámsterdam (volvería a hacerlo)

Todo esto es lo que me viene a la cabeza cuando me preguntan por mi Erasmus. Pero cuando ya estás otra vez en casa, en tu habitación, te paras a pensar y te das cuenta de la cantidad de cosas que has hecho en cuatro meses.

Tengo que reconocer que antes de irme estaba algo nervioso. Y los primeros días en Nantes fueron duros. Hay días que piensas que estarías mejor en casa. Otros días te levantas con el pie que no toca. La verdad es que si te cuesta integrarte, en 3 semanas ya estarás disfrutando; y si no te cuesta, en cuanto bajes del avión ya estarás como en casa.

Clases

Sobre las clases en Audencia, debo decir que es una ventaja tener que hacer solamente 20 ECTS, porque si eliges bien, puedes ir a clase 3 días a la semana y solo 2 horas diarias. Yo escogí dos asignaturas de 5 ECTS, Francés que era de 4 ECTS (dos horas cada semana) y dos optativas de 3 ECTS cada una (que en realidad fueron cinco clases de tres horas). Comparado con ESCI-UPF, nada.

Supongo que depende de la universidad donde se vaya de Erasmus: habrá gente que ha currado y mucho, para mí, siendo sincero, el verano acabó el 7 de enero. Tuvimos unos días muy estresantes con los exámenes finales, pero si te pones en serio, se puede pasar sin problemas.

Residencia

Sobre la residencia, os recomiendo escoger Odalys. Allí hice muchos amigos que al final se convirtieron en una gran familia. También conocí y estuve con gente de otras residencias, pero en esta se permitían cosas como coger tu plato para ir a comer a la habitación de alguien o en el pasillo mismo.

Gastos

No puedo decir lo que me he gastado porque preferí no llevar la cuenta y variaba mucho cada mes en función de si hacía un viaje, me ponían una multa por olvidar pagar el tranvía o si cogía un Uber para volver de fiesta… Una amiga mía hizo un video explicándolo hace unos dos meses, así que lo dejo por aquí porque lo explica muy bien.

Amig@s

Y por último, lo más importante del Erasmus: la gente. Si te lo propones, puedes conocer a mucha. Pero yo me cansé de ir conociendo desde cero a todo el mundo y quise hacer amigos de verdad. Aunque mis mejores amigos son de Madrid, de Canarias, de Andalucía y de Extremadura, también he conocido gente de Grecia, Italia, Portugal, Alemania, Bielorrusia, Perú, México, Ucrania, Uruguay, Irlanda… pero de Francia, a casi nadie. Pasa lo mismo cuando vienen estudiantes Erasmus a ESCI-UPF, que no les hacemos ni caso.

No llevo ni un mes aquí y ya tengo ganas de irme de viaje. Aunque ya tengo decidido mi próximo destino, ¡Nantes!

We also recommend you