LCA4Climate

Hay motivos para celebrar el Día de la Biodiversidad

La pérdida de bosques, aunque sigue siendo preocupante, se ralentiza a nivel mundial

  • Llúcia Ribot, 22 de Maig de 2020
  • 2 mins de lectura
Hay motivos para celebrar el Día de la Biodiversidad
Foto: Vista aérea de la deforestación. Se está retirando la selva tropical para dar paso a las plantaciones de aceite de palma y caucho. Shutterstock

El Día Internacional de la Biodiversidad llega con un incremento a nivel mundial de 191 millones de hectáreas de superficie forestal en zonas protegidas desde 1990. Ahora, el 18% de los bosques del mundo se encuentran en zonas con protección, según el último informe de la FAO.

La Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) ha publicado las principales conclusiones de la Evaluación de los recursos forestales mundiales 2020, destacando que la pérdida de bosques se ha ralentizado a nivel mundial y se ha incrementado la gestión sostenible; lo que supone muy buenas noticias para la biodiversidad, a pesar de aún quede mucho por hacer. Esta evaluación recopila y divulga datos fidedignos sobre las tendencias en el porcentaje de la superficie forestal y los progresos en materia de gestión forestal sostenible que sirven para la formulación de políticas, prácticas e inversiones adecuadas.

Desde 1990, la superficie forestal mundial se ha reducido en 178 millones de hectáreas, aproximadamente el tamaño de Libia. Y desde 2010, la superficie forestal mundial ha disminuido en 4,7 millones de hectáreas anuales en lugares como África o América del Sur. Mientras que, durante el último decenio, la superficie forestal ha aumentado en Asia, Oceanía y Europa, según la FAO. Ahora, y gracias a los esfuerzos enmarcados en el Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 15, el mundo ha logrado proteger el 18% de la superficie terrestre, siendo América del Sur la región con la mayor proporción de zonas protegidas.

Según el informe, la deforestación continúa a nivel mundial y sigue siendo elevada y preocupante, pero ahora su ritmo es más lento: desde 2015 se han convertido a otros usos 10 millones de hectáreas de bosques al año, lo que supone una disminución con respecto a los 12 millones de hectáreas anuales de los cinco años anteriores. Alrededor del 30% de estos bosques se utiliza principalmente para la producción de productos forestales madereros y no madereros. Pero, la proporción de bosques destinados a la protección del suelo y el agua también está aumentando.

Recursos esenciales

Hoy contamos con 4.060 millones de hectáreas de bosques (lo que equivale a 0,52 hectáreas por cada habitante de la Tierra) y 2.050 millones de estas están sujetas a planes de ordenación, esenciales para lograr el ODS 15. “Los bosques son parte importante de nuestras vidas, y pueden verse en nuestros alimentos, en el mobiliario doméstico y sentirse en el aire más limpio que respiramos gracias a su presencia, por lo que debemos esforzarnos más y colaborar en todos los sectores forestales y agrícolas, para frenar más rápidamente la deforestación”, según la Directora General Adjunta de la FAO para Clima y Recursos Naturales, María Helena Semedo.

Así, frenar la deforestación y la degradación forestal tendrá importantes repercusiones, a nivel local y mundial, tanto en la sociedad como en el medio ambiente, tal como advierte la FAO. A nivel mundial, la deforestación y la degradación forestal contribuyen a casi una quinta parte de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI). Además, provocan daños en los hábitats, su fragmentación y la sucesiva pérdida de biodiversidad; la alteración de los ciclos del agua, la erosión del suelo y la desertificación. Por ello, frenarlas es fundamental para alcanzar los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), como la mitigación y adaptación al cambio climático, la restauración de los ecosistemas, el agua limpia y el hambre cero, entre otros.

Día Internacional de la Diversidad Biológica

A pesar de que cada vez somos más conscientes de que la biodiversidad es un bien mundial de gran valor para las generaciones presentes y futuras, el número de especies disminuye a un ritmo acelerado, debido a la actividad humana, advierte la ONU.  Por ello, hoy celebra, como cada 22 de mayo, el Día Internacional de la Diversidad Biológica para concienciar a las personas de la necesidad de preservar la diversidad que ofrecen nuestros sistemas naturales para la existencia humana y el bienestar en la Tierra.

El tema de este año “Nuestras soluciones están en la naturaleza” enfatiza la esperanza, la solidaridad y la importancia de trabajar juntos a todos los niveles para construir un futuro en armonía con la naturaleza; destacando la importancia del conocimiento y la ciencia para abordar los retos en biodiversidad e invitando a pasar a la acción.

També et pot interessar